Bar Quilla, a los pies de La Caleta

Quiosco Bar Quilla

La quilla es la madera que recorre la parte inferior del barco, de proa a popa. Una pieza clave en el armazón de cualquier embarcación, similar al esternón de algunas aves, la espina de los peces o a la columna vertebral de algunos mamíferos. Quilla, con mayúsculas, es también uno de mis rincones favoritos.

Lleva poco más de un año abierto, y lamento no haber descubierto antes este bar de Cádiz. En este lugar, no sólo nos podemos tomar nuestra copa o cóctel favorito, acompañado de ricas tapas y de los buenos platos del menú. También podemos leer el periódico, leer un libro que nos traigamos de casa o que cojamos aquí mismo, y contemplar exposiciones.

Y todo en uno de los mejores lugares de todo Cádiz, el Paseo Marítimo con vistas en primera fila a la Playa de La Caleta. Lugar de inspiración para poetas, escritores, pintores y todo tipo de artistas, lugar que sobrecoge al más pintado, al gaditano y al extranjero, y donde se ven unas preciosas puestas de sol.

Gastronómicamente hablando, Quilla es un buen lugar para comer a cualquier hora del día, desde el desayuno hasta la cena. Para mi gusto, es un buen lugar para tapear entre amigos al mediodía, o para tomar unas copas de vino a la hora del ocaso en su terraza, ahora que el buen tiempo acompaña. Tiene una amplia carta de platos, de tapas frías y calientes, y de postres, para todos los gustos.

Pero este pequeño bar no sólo se caracteriza por su cocina, sino por su fuerte apuesta cultural. En Quilla podemos leer diariamente la prensa y podemos consultar internet gracias a la conexión WiFi disponible para los clientes. Cuenta también con una pequeña librería, la «Bibliotequilla», y organiza temporalmente exposiciones de pintura y fotografía que puede visitar todo el mundo gratuitamente.

Y no tiene pérdida. No es nada difícil encontrar el edificio de acero rojo con forma de buque, a los pies de La Caleta, en la Calle de Antonio de Burgos. Recuerda, buena mesa, buenas vistas, cultura, copas si eliges la Costa de la Luz como destino… En definitiva, Quilla.

Foto Vía: Quilla

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas: ,

Categorias: Cadiz Capital



Comentarios (4)

  1. Manuel Martínez dice:

    La Quilla es una terraza muy bonita que está en un sitio precioso pero a partir de ahí no tiene, desde mi punto de vista, nada más que destacar, mas bien lo contrario. Tiene un sistema de petición de comandas muy peculiar. Solo se le pueden pedir cosas a un camarero que es el encargado. Esto implica que si acaba de pasar por tu mesa tienes que esperar a que haga la ronda de todas las demás para poderle pedir. Si en medio de la comida se te ocurre pedir una cerveza, de nuevo tiene que ser el camarero encargado el que venga, el resto de camareros no atienden ninguna petición , ni siquiera la trasmiten, es más, ni tan siquiera avisan al encargado para que venga a tu mesa, tienes que esperar a que venga.
    Pedimos media ración de mejillones (en Cádiz es frecuente pedir medias raciones). Costaba 6 € y venían 4 mejillones. Intentamos pedir un arroz negro para dos pero nos convencieron de que pidiéramos un arroz ya hecho con verduras. El arroz estaba duro y sobraba líquido por todas partes. El precio sin embargo no era barato (22 € para dos personas). Como el arroz estaba caldoso mi hija pidió una cuchara (eso sí al encargado). Pasaron 15 minutos y la cuchara nunca vino. En fin, creo que le vendría estupendamente que pusieran otra terraza cerca . Es la única que hay y eso se nota.

  2. Francisco dice:

    Pasar de largo… No sé pueden mover las sillas de la terraza (es la única de España). Sobre las cañas…. Dejarlo, pedir un botellin o agua. No saben lo que es.

  3. Alfredo Martínez dice:

    Después de estar varias veces en Quilla, voy a tomarme la licencia de corregir los dos comentarios de esta web, ya que me parecen propios de los dueños del Mac Donalds más próximo que la realidad que allí vivimos.
    Primero, empezamos mal con el nombre. Se llama Quilla. Otras formas de referirse resultarían como escribir «el Tomás» ó «la Juana», aclaro a lo que me refiero.
    Segundo, no me explico en qué se basan los comentarios tan negativos de esta página. Quizá ocurrió y se trate de algo puntual pero, si hace referencia a cuando el local está lleno de gente -como las cinco veces que estuvimos este Septiembre- creo que se refiere a cosas como el retraso que se produce en un local que tiene gente al acecho de una mesa libre, con todo lleno.
    Mi experiencia me dice que es un lugar mágico en una ubicación extraordinaria. Creo que lo mejor es que cada uno saque sus propias conclusiones.
    Y sobre los precios… Otra cosa igual. Creo que nadie con dos dedos de frente se va a un lugar tan exquisito como este y espera que el precio del café sea el euro que le cobran a uno en la ‘tasca’ de su barrio…
    Un poco de objetividad al escribir, por favor!!

  4. david dice:

    Me parece un lugar espectacular, Comida buena y de calidad. Me encanta salir de madrid y acudir a Quilla para olvidarme del estrés. He ido a come a cenar y de copas, y sinceramente, no recuerdo ningún lugar mejor en Cádiz

Deja tu comentario