Tarifa, la puerta del Atlantico

Puerta de Jerez

Algunos, los que no la conocen del todo bien, piensan que Tarifa es sólo la ciudad del surf, el imperio del verano y las olas. Otros, como yo, tenemos la suerte de conocerla un poco más, además de por sus maravillosas playas y su ambiente nocturno. Tarifa es una ciudad histórica, llena de vida, que bien merece la pena una visita, incluyendo otros aspectos además del de sus playas.

A mí me gusta llegar a Tarifa a través de la carretera que viene de Bolonia, a 23 kilómetros. Sobre todo porque discurre en su mayor parte pegada a una interminable playa, aquella en la que veréis a la mayoría de los surfistas.

La antigua travesía de la ciudad es hoy la Calle Batalla del Salado, una de las más comerciales de la ciudad, en la que podéis encontrar de todo. Esta calle nos lleva a la Puerta de Jerez, acceso a la villa histórica, que conserva buena parte de sus murallas. Desde esta puerta, y bajando por la Avenida de Andalucía, llegamos al Paseo de la Alameda, con abundantes bares y terrazas, en donde se encuentra el mercado de abastos.

Al final del paseo se halla la Isla de las Palomas, la punta más meridional de Europa y un precioso mirador sobre el Atlántico y la costa africana. Pero antes de llegar hasta aquí, podréis admirar el Castillo de Santa Catalina, del siglo XVI.

En 1812, durante la Guerra de la Independencia, los ingleses iniciaron una fortificación que no llegaron a concluir. Es curioso ver los búnkers que hay a su alrededor, construidos por los presos políticos republicanos al estallar la segunda guerra mundial, en previsión de una posible invasión extranjera.

Playa de los Lances

Frente al Paseo de la Alameda se aloja el puerto y el Castillo de Guzmán el Bueno, construido en el 960. Consta de 15 torres, y la torre del homenaje, llamada de la Veleta. La muralla bordea el casco histórico hasta alcanzar de nuevo la Puerta de Jerez.

La calle de la Santísima Trinidad nos lleva a la Iglesia de San Francisco, en la placita del Ángel, templo del siglo XVI. Un poco más adelante nos acercamos a la Iglesia de San Mateo. Cómo no, Tarifa es ciudad de playas hermosas, como la Playa Chica, entre el puerto y la Isla de las Palomas. Declarada Paraje Natural es la Playa de los Lances, en la que se dan cita surferos de todo el mundo.

A la de los Lances sigue la Playa de Valdevaqueros, a la que le siguen las playas de Punta Paloma, Bolonia, Cañuelo, Alemanes y Atlanterra. Lugares en donde poder disfrutar no sólo del baño y el surf, sino de los maravillosos paisajes y las preciosas vistas que se nos ofrecen.

Gastronomía

Os recomiendo en Tarifa fundamentalmente la urta a la tarifeña, la moruna de caballa, las sardinas a la moruna, el atún mechado, la berza de tagarninas y los caracoles con tomate. Entre los postres, no olvidéis pedir la cajilla de pastas de almendras y los huesos de santo.

Fiestas

Carnaval y Semana Santa son dos fiestas fundamentales en Tarifa. La noche de San Juan, el 23 de junio, es famosa por sus hogueras en la playa. El 16 de julio se celebra la Fiesta de la Virgen del Carmen, con su procesión marinera. En octubre tiene lugar la Feria del Ganado. Aunque la principal fiesta de Tarifa es la Feria Real, a primeros de septiembre.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Tarifa



Deja tu comentario