Las mejores playas de Conil

Playa de Roche

Poco a poco nos vamos acercando a los meses de playa, los meses en donde tomar el sol se convierte en uno de los deportes preferidos de todos. Ni que decir tiene que la provincia de Cádiz es un lugar especial e idílico en donde pasar nuestras vacaciones de verano, o al menos un fin de semana relajado y desestresante. Hoy os queremos hacer un recorrido por las principales playas de uno de los puntos más turísticos del verano en la Costa de la Luz: Conil.

Conil tiene 14 kilómetros de playas de arena fina y aguas cristalinas. A diferencia de las playas de la Costa del Sol, aquí suele ser la arena un poco más blanca. La zona tiene lugares diferentes, desde playas abiertas a pequeñas calas aisladas. El azul de sus aguas es ideal para nadar. La playa más cercana a la ciudad es la de los Bateles.

Empezamos nuestro recorrido en la Playa de Roche, un lugar perfecto para hacer surf. Es una playa muy larga, con muchas olas, con una longitud total de 2.200 metros. Está ubicada en una zona urbana, y cuenta con servicios públicos como Cruz Roja, policía local y un equipo de vigilancia. Playa perfecta para relajarnos, con muy buen aparcamiento. Es una playa limpia, con buenos aseos.

Otra playa interesante, aunque esta es nudista, es la Cala del Tío Juan de Medina. Con su arena dorada, para mí particularmente es una de las playas más bonitas de la provincia. Para llegar a ella hay que pasar la de Roche, y siguiendo la carretera nos encontraremos con dos zonas de aparcamiento. Desde aquí sólo hay una pequeña distancia andando hasta la playa. También se puede tomar la escalera de madera que va a lo largo del acantilado frente a la playa.

Cala Encendida

Otra playa preciosa es la Cala Encendida, situada en una serie de fascinantes calas conocidas como las calas de Poniente. Es otro lugar elegido por los nudistas, muy popular porque las rocas tapan un poco la intimidad. También hay un restaurante en la parte superior del acantilado. Es pequeñita, con 75 metros de largo y 30 de ancho. En la parte norte se pueden ver grandes rocas que han caído desde el acantilado. Es espectacular el contraste de los colores del acantilado con los colores de la espesa vegetación de la parte superior.

Otra popular playa nudista es la Cala Camacho, compuesta de tres calas. Tiene 400 metros de largo y está flanqueada por impresionantes acantilados. En la punta norte hay una gran cueva, justo al pie del acantilado. Frente a ella, hay un búnker militar. El acceso a la playa es muy bueno.

De las playas más conocidas de Conil es la de la Fontanilla, aunque suele estar siempre en verano muy llena. Tiene muchos servicios, como vigilancia y Cruz Roja. Es una playa encantadora, con un bonito paseo de 1200 metros. Eso sí, olvidaros de ir en días de mucho viento. Sus instalaciones incluyen aparcamiento, aseos, duchas y cabinas de teléfono, junto con el alquiler de hamacas y sombrillas.

La playa de Castilnovo forma parte de la playa de los Bateles. Tiene 2700 metros de largo, aunque el acceso es algo complicado. Esto hace que sea menos popular que las demás playas, y no esté tan llena. Se trata de una playa casi virgen, con fuertes vientos y olas grandes, por lo que es un lugar ideal para los surfistas. Para algunos, por estos vientos y las olas, es una playa peligrosa.

Cala del Pato

Hay dos maneras de acceder a la Cala Áspero. Se puede entrar a través del sendero que discurre a lo largo de la costa, o bien a través de Roche. Es una hermosa playa con impresionantes formaciones rocosas en el centro de la misma. Cuando la marea está alta, las olas chocan fuertemente contra las rocas.

La Cala del Aceite se caracteriza por un gran acantilado semi-circular. Tiene 270 metros de largo, y la escasez de luz solar en invierno provoca que se refleje en los acantilados, formando una luz rojiza. La playa está casi cerrada por estos acantilados. Es muy bonita y popular entre los nudistas. Es mejor acceder a la playa a pie, a través de las escaleras. Dispone de servicios de vigilancia y Cruz Roja.

La playa de la Fuente del Gallo es un destino popular para los surfistas. No es tan larga como la de Roche. Durante la marea alta, la arena es completamente ocupada por el agua, por lo que cuidado si os dormís al tomar el sol. No suele estar muy ocupada. Sus instalaciones incluyen aseos, servicios de limpieza y kioskos.

Por último nos acercamos a la Cala del Pato, rodeada de bellos paisajes naturales. Tiene 600 metros de blancas arenas y acantilados rojos. Suele ser visitada también por nudistas. No hay servicios públicos aquí. A la derecha están los aparcamientos, y se baja a la playa por unas escaleras.

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Conil



Deja tu comentario